Solución de problemas del limpiador a vapor McCulloch (todos los modelos)

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded

¿El limpiador a vapor McCulloch no funciona? Ya sea que su vaporera McCulloch no se encienda o no se caliente, le mostraremos cómo solucionar el problema y repararlo en poco tiempo. Use la pestaña de navegación rápida a continuación para saltar a un problema específico y encontrar la solución de inmediato.

A continuación se enumeran los 5 problemas más comunes que pueden ocurrirle a un limpiador a vapor McCulloch. Esta guía de solución de problemas funciona para todos los modelos de vaporeras McCulloch, incluidos los modelos MC1230, MC1245, MC1255, MC1270, MC1275, MC1350, MC1375 y MC1385. Puede encontrar las soluciones a continuación:

1. El limpiador a vapor McCulloch no enciende o no calienta

Si el limpiador a vapor McCulloch no se calienta, significa una de seis cosas:

  • La unidad no está enchufada: conecte el cable de alimentación a un tomacorriente. Asegúrese de que el cable de alimentación no esté dañado. No utilice el cable de alimentación como asa ni deje que cuelgue de los bordes de las encimeras.
  • El disyuntor de la casa o el interruptor de falla a tierra se disparó o se quemó un fusible: restablezca el disyuntor o el interruptor de falla a tierra, o reemplace el fusible. Si necesita ayuda, comuníquese con un electricista certificado.
  • La unidad está dañada o necesita reparación: deje de usar la máquina de limpieza a vapor de inmediato y desenchúfela. Contacto McCulloch para obtener más ayuda.
  • El depósito de agua (caldera) está vacío. Coloque el limpiador a vapor sobre una superficie plana y nivelada. Asegúrese de que el interruptor de encendido/apagado iluminado esté en “Apagado” y que el cable de alimentación con conexión a tierra esté desenchufado del tomacorriente. Desenrosque con cuidado y retire la tapa del depósito de agua. Usando la taza de llenado, llene la unidad con agua. Vuelva a colocar la tapa del depósito de agua, asegurándose de que esté bien enroscada para evitar que el vapor caliente se escape y cause lesiones.
  • Acumulación de minerales en la unidad – Apague la unidad y desconecte el cable de alimentación. Deje que la unidad se enfríe por completo (al menos 30 minutos). Mantenga presionado el gatillo de vapor (o el botón de vapor en algunos modelos) para liberar todo el vapor restante. Retire todos los accesorios de la unidad. Retire con cuidado la tapa del depósito. Drene el agua del depósito en un fregadero o tina. Usando la taza medidora, mida 8 oz. (237 ml.) de vinagre. Vierta lentamente vinagre en el depósito. Deje reposar el vinagre durante 40 minutos. Drene el vinagre del depósito. Enjuague el depósito con agua dulce, drene y repita hasta que el olor a vinagre se disipe. Por último, vuelva a colocar la tapa del depósito.

2. La salida de vapor es débil o intermitente

Si la salida de vapor de la máquina de limpieza a vapor McCulloch es débil o intermitente, entonces el nivel de agua dentro del depósito se está agotando o hay acumulación de minerales en la unidad.

Primero, asegúrese de que haya suficiente agua en el depósito. Coloque la máquina sobre una superficie plana. Asegúrese de que el interruptor de encendido/apagado iluminado esté en “Apagado” y que el cable de alimentación con conexión a tierra esté desenchufado del tomacorriente.

Desenrosque y retire la tapa del depósito de agua. Usando la taza de llenado, llene la unidad con agua. Vuelva a colocar la tapa del depósito de agua, asegurándose de que esté bien enroscada para evitar que el vapor caliente se escape y cause lesiones.

A continuación, descalcifique o descalcifique la acumulación de minerales dentro de la unidad. Apague la unidad y desconecte el cable de alimentación. Deje que la unidad se enfríe por completo (al menos 30 minutos). Mantenga presionado el gatillo de vapor (o el botón de vapor en algunos modelos) para liberar todo el vapor restante. Retire todos los accesorios de la unidad.

Retire la tapa del depósito. Drene el agua en un fregadero o tina. Usando la taza medidora, mida 8 oz. (237 ml.) de vinagre. Vierta lentamente vinagre en el depósito. Deja reposar el vinagre durante 40 minutos.

Después de dejar reposar el vinagre durante 40 minutos, drene el vinagre del depósito. Enjuague el depósito con agua dulce, drene y repita hasta que el olor a vinagre se disipe. Por último, vuelva a colocar la tapa del depósito.

3. Excesiva cantidad de agua en el vapor

Si bien es normal que un limpiador a vapor McCulloch produzca vapor húmedo (vapor que contiene agua), una cantidad excesiva de agua en el vapor no es una buena señal y dificulta el uso de la máquina.

Una cantidad excesiva de agua en el vapor de un limpiador a vapor McCulloch significa una de dos cosas:

  • Condensación de agua en la manguera de vapor – Dirija la boquilla hacia un fregadero, una tina o el suelo y agítela mientras presiona el gatillo de vapor (botón de vapor en algunos modelos). Continúe hasta que se libere el exceso de agua.
  • El depósito se ha sobrellenado: llenar el depósito con más de la capacidad máxima de agua interfiere con la producción de vapor, lo que provoca la condensación de agua en el vapor. Siempre llene la unidad con la cantidad correcta de agua.

Aquí hay una tabla de la capacidad máxima de agua para cada limpiador a vapor McCulloch:

4. Los accesorios no se mantienen firmes en la boquilla de vapor.

Si los accesorios del vaporizador McCulloch no se mantienen firmemente en la boquilla de vapor, es posible que no estén conectados correctamente. Verifique que los accesorios estén correctamente conectados.

5. Las superficies del piso se ven turbias o rayadas después de vaporizar

Si las superficies del piso se ven turbias o rayadas después de usar el limpiador a vapor McCulloch, entonces la almohadilla de microfibra está sucia o hay residuos de agua dura en el piso.

Reemplace la almohadilla de microfibra por una limpia. Cambie a agua destilada o desmineralizada para evitar residuos de agua dura en el piso mientras usa el limpiador a vapor McCulloch.

Después de cambiar la almohadilla de microfibra por una nueva y llenar el tanque con agua destilada, repase las superficies del piso turbias o rayadas una vez más. El residuo debe eliminarse después de otra sesión de limpieza a vapor.

Línea de fondo

Y ahí la tiene, la guía completa de solución de problemas para todos los modelos de limpiadores a vapor McCulloch. Recuerde, su vaporera McCulloch está cubierta por una garantía limitada de 2 años, sin incluir los accesorios y aditamentos. Si su máquina aún está en garantía, comuníquese con McCulloch y solicite un reemplazo.

Artículos relacionados:

Deja un comentario