Cómo quitar el moho de la tela

Si has notado la desagradable presencia de moho en tus prendas de tela, no te angusties. En este artículo te enseñaremos cómo quitar el moho de la tela de una manera rápida y efectiva. ¡Recupera la frescura y limpieza de tus prendas favoritas!

Al moho le encantan las condiciones húmedas, y este crecimiento desagradable y con olor a humedad se puede encontrar en casi cualquier cosa, incluida la ropa, las alfombras y los muebles tapizados. Si no se controlan, el moho y los hongos no sólo pueden causar manchas sino que también pueden oler fatal.

Afortunadamente, si sus telas se han manchado de moho, existen formas de solucionarlo rápida y fácilmente.

CONSEJO IMPORTANTE: Use una mascarilla cuando limpie el moho para evitar respirar esporas que pueden causar irritación respiratoria.

Antes de que empieces

El tipo de tejido decidirá la mejor manera de abordar el problema del moho. Antes de comenzar a limpiar cualquier tejido utilizando un limpiador comercial o casero más suave, siempre debes revisar la etiqueta del fabricante para asegurarte de que lo que estás planeando no dañará el material.

Una vez que haya determinado que un método de limpieza no causará daños, asegúrese de realizar una prueba de parche. Aplique el producto en una pequeña área del material fuera de la vista, para asegurarse de que no dañe ni decolore la tela antes de continuar con la limpieza completa.

Al limpiar el moho, siempre debes tener cuidado de protegerte. Use guantes para proteger sus manos de los productos químicos de limpieza y el moho y, en casos graves, considere usar una mascarilla para evitar respirar las esporas.

Lejía

El blanqueador es una forma eficaz de limpiar fácilmente el moho o los hongos de algunas telas; sin embargo, no se recomienda para todas las aplicaciones.

Un poco de lejía y agua es una manera fácil de eliminar el moho de las telas y persianas blancas, pero, especialmente cuando se trabaja con lejía, es fundamental que primero realice una prueba de parche para asegurarse de que la tela no se decolore.

Para limpiar el moho con lejía, primero utiliza una aspiradora o un cepillo para eliminar los hongos sueltos de la tela. Si está utilizando un cepillo, intente hacerlo al aire libre para que las esporas no caigan en la alfombra.

Mezcle aproximadamente una taza de lejía con un galón de agua. Sumerge un cepillo en la solución y frota el moho. Deje que la lejía repose durante unos 15 a 20 minutos, antes de enjuagar bien el material y secarlo bien para evitar que el moho vuelva a crecer inmediatamente.

¿No es apto para blanquear?

Para artículos que pueden no ser adecuados para la limpieza con lejía, aquí hay algunas técnicas de limpieza más:

Ropa

El tratamiento de la ropa dependerá enteramente del tipo de tejido y del color. Los agentes blanqueadores pueden ser adecuados para algunas telas blancas, pero deben evitarse en ropa de color.

El vinagre y el bicarbonato de sodio (bicarbonato de sodio) pueden ser una alternativa ideal a la lejía. Para eliminar el moho de la ropa con este método, primero cepille los hongos sueltos de la tela (¡idealmente afuera!). Remoje la prenda de vestir en una solución de vinagre que es una parte de vinagre blanco y cuatro partes de agua, durante aproximadamente quince a treinta minutos.

Mete la ropa en la lavadora y agrega una taza de bicarbonato de sodio además de tu detergente habitual. Utilice el ciclo más largo que pueda y deje que el material se seque completamente al aire una vez que haya finalizado el ciclo. Para las manchas de moho rebeldes, es posible que tengas que repetir el proceso para obtener los mejores resultados.

Tapicería

En las condiciones adecuadas, el moho tiene la molesta costumbre de aparecer en tejidos que no se pueden lavar fácilmente en la lavadora. Si el moho ha crecido en cojines, cortinas u otros tapizados, se puede limpiar fácilmente con una solución de bórax.

Primero, utiliza una aspiradora para eliminar los hongos sueltos. Prepare una solución de bórax mezclando media taza de bórax con dos tazas de agua caliente. Sumerge un paño en la mezcla y escúrrelo bien. Frote las manchas de moho con la solución y déjela en remojo hasta que desaparezca el moho. Enjuague bien la tela con agua y déjela secar bien. ¡Este truco también funcionaría con una cortina de ducha de plástico!

Si va a limpiar con bórax, asegúrese de mantenerlo fuera del alcance de los niños pequeños y use siempre guantes cuando use este químico, ya que la exposición prolongada puede irritar la piel.

Persianas

Las ventanas pueden crear fácilmente el caldo de cultivo perfecto para el moho. Si ha crecido moho en las persianas de tela, lo primero que puedes intentar es exponerlas al sol. El sol tiene un efecto blanqueador natural y también puede matar algunos mohos.

Si poner las persianas al sol no es suficiente, también puedes limpiar la tela con mezclas de vinagre o bórax, como las que mencionamos anteriormente para ropa o tapizados.

Un método alternativo que puedes probar es un exfoliante con ácido cítrico. Para hacer este exfoliante, simplemente necesitas jugo de limón y sal.

Después de quitar las persianas, utilice una aspiradora o un cepillo para eliminar los hongos sueltos y otros residuos. Mezcle una taza de sal con suficiente jugo de limón para formar una pasta untable. Utilice un paño limpio y seco para frotar el exfoliante con ácido cítrico en la tela, antes de enjuagar bien y dejar secar completamente al sol.

Alfombras

Si su alfombra ha comenzado a mostrar signos de moho o hongos, es importante que se solucione lo más rápido posible. En casos graves, si hay mucha humedad atrapada debajo de la alfombra, esto podría terminar dañando las tablas del piso que se encuentran debajo. En estos casos, siempre debes consultar a un profesional para determinar el mejor curso de acción.

Si el moho solo ha afectado un área pequeña y no parece haberse extendido a las paredes o al piso, puedes intentar limpiarlo tú mismo.

Si el moho está en una alfombra removible, puedes colgarla afuera al sol para matar las esporas. Si la luz del sol por sí sola no es suficiente para eliminar el moho, puedes pasar al siguiente método de limpieza.

Si la alfombra está ajustada, puedes intentar limpiarla con bicarbonato de sodio y vinagre. Primero, ventile el área abriendo ventanas y puertas, y asegúrese de usar una mascarilla antipolvo y guantes. Utilice un cepillo rígido o una aspiradora para eliminar la mayor cantidad posible de moho visible. Deseche las esporas en un contenedor exterior tan pronto como haya completado este paso para evitar que se propaguen al resto de su casa.

Retire la humedad utilizando bicarbonato de sodio. Absorberá la humedad y también ayudará a combatir el olor a humedad. Espolvorea bicarbonato de sodio en la zona, deja toda la noche y luego aspira bien la zona.

Frote el área con vinagre blanco. El vinagre blanco es eficaz para combatir las manchas y es mucho más suave que los blanqueadores con cloro tradicionales. Seque bien la alfombra para evitar que el moho vuelva a crecer.

Después del tratamiento

Una vez que hayas tratado las telas contra el moho, es fundamental que las dejes secar adecuadamente, idealmente al sol. Enjuague bien las telas para eliminar cualquier rastro de los agentes de limpieza y luego déjelas secar completamente para evitar que el moho vuelva a crecer en el ambiente húmedo.

Para los materiales que no se pueden secar al sol, puede absorber la humedad residual con toallas dobladas. Por ejemplo, si has tratado la alfombra, coloca una toalla limpia sobre el área húmeda y párate sobre ella. A medida que se absorba la humedad, pase a un área fresca de la toalla. ¡Por supuesto, asegúrate de lavar bien la toalla después!

Mira nuestro vídeo en YouTube:

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded




Preguntas frecuentes sobre cómo quitar el moho de la tela

Preguntas frecuentes sobre cómo quitar el moho de la tela

¿Qué es el moho y por qué aparece en la tela?

El moho es un tipo de hongo que puede crecer en la tela cuando esta está expuesta a la humedad o condiciones de alta humedad. La presencia de moho en la tela puede ser causada por filtraciones de agua, contacto con superficies húmedas o almacenamiento en lugares con poca ventilación.

¿Cómo puedo identificar el moho en la tela?

El moho en la tela suele aparecer como manchas de color verde, negro o blanco. Además, puede emitir un olor característico a humedad o descomposición. Si notas estas señales en tu tela, es probable que estés lidiando con moho.

¿Cómo puedo prevenir la aparición de moho en la tela?

Para prevenir la aparición de moho en la tela, es importante mantenerla limpia y seca en todo momento. Evita almacenar ropa húmeda en lugares sin ventilación adecuada y utiliza deshumidificadores en áreas susceptibles a la humedad. Además, mantén la casa bien ventilada y evita la acumulación de humedad en armarios y espacios cerrados.

¿Qué debo hacer si descubro moho en mi ropa o tejidos?

Si encuentras moho en tu ropa o tejidos, es importante actuar de inmediato para prevenir su propagación y posibles problemas de salud. Sigue estos pasos:

  1. Remueve la tela del área afectada: Retira la tela con moho y colócala en una bolsa de plástico cerrada hasta que puedas lavarla por separado.
  2. Protege tu salud: Usa guantes de goma y una mascarilla para evitar el contacto directo con el moho y así proteger tus vías respiratorias y piel.
  3. Elimina el moho visible: Cepilla suavemente la tela para retirar el moho visible. Puedes utilizar una aspiradora con filtro HEPA para evitar la dispersión de esporas.
  4. Lava la tela: Lava la prenda o tejido afectado con agua caliente y detergente. Si es posible, añade un producto antimoho o blanqueador seguro para telas, siguiendo las instrucciones del fabricante.
  5. Seca adecuadamente: Una vez que hayas eliminado el moho, seca la tela completamente antes de volver a utilizarla o almacenarla.

¿Qué debo hacer si el moho persiste?

Si a pesar de tus esfuerzos el moho persiste en la tela, es posible que necesites llevarla a una tintorería profesional para una limpieza más profunda. El personal especializado podrá utilizar técnicas y productos adecuados para eliminar el moho sin dañar la tela.

¿Es peligroso el moho en la tela?

El moho en la tela puede ser perjudicial para la salud, especialmente si se inhala. Las esporas de moho pueden desencadenar alergias, problemas respiratorios y otros síntomas en personas sensibles. Por ello, es importante actuar rápidamente para eliminar el moho y prevenir su proliferación.

Para obtener más información sobre el moho y cómo eliminarlo, consulta este artículo de Wikipedia sobre el moho.


Deja un comentario