Cómo hacer abrillantador casero para lavavajillas

Si estás buscando una forma práctica y económica de mantener tus lavavajillas relucientes, ¡no busques más! En este artículo te enseñaremos cómo hacer un abrillantador casero para lavavajillas que dejará tus platos y cristalería impecables. No pierdas más tiempo ni dinero en productos costosos, ¡descubre esta receta fácil y efectiva para brillar como nunca antes!

Los lavavajillas se encuentran entre los artículos más bendecidos. La monotonía desalmada de la que nos han rescatado debería dejarnos casi mareados de agradecimiento.

Lamentablemente, los lavavajillas no reciben la gratitud que merecen. De hecho, reciben una arenga positiva si los platos que manipulan diligentemente no salen impecablemente limpios.

Pobres lavavajillas. Pero espera. Puedes darles una mano muy necesaria manteniéndolos llenos de abrillantador.

Sí, sé que el abrillantador es una de esas cosas que siempre se acaban. La buena noticia es que puedes hacerlo tú mismo.

La mejor noticia es que el abrillantador casero tiene una gran puntuación en lo que respecta a la ecología, ya que está gloriosamente libre de los productos químicos nocivos que a veces afectan a las variedades comerciales.

Vamos, que es lo mínimo que se merece ese lavavajillas deprimido. Incluso hay una variedad de opciones. Entonces, arremangarse y comenzar a descubrir.

¿Qué hace realmente el abrillantador?

A muy pocos de vosotros les sorprenderá saber que el abrillantador facilita el aclarado. A veces, las cosas reciben el nombre de lo que hacen. Si tan solo este fuera siempre el caso.

De todos modos, esto precipita un enjuague efectivo y, en realidad, también el secado. Para ello, utiliza tensioactivos para reducir la tensión superficial del agua, de modo que se escurra más fácilmente.

Terminarás con menos gotas de agua colgando y dejando marcas. Esta es una ayuda especialmente útil en áreas de agua dura, donde las gotas pueden depositar sarro en los platos que se secan.

Sin embargo, como ya hemos mencionado, el abrillantador comercial suele estar lleno de productos químicos que no son tan buenos para el medio ambiente.

Para empeorar las cosas, muchos de estos químicos permanecen en la vajilla después del lavado, por lo que usted y su familia a menudo terminarán ingiriendo más de lo que esperaban.

Entonces, ¿quién quiere una ensalada de hidróxido de sodio? ¿Alguien quiere metilcloroisotiazolinona y patatas fritas?

La mayoría de los lavavajillas tienen un compartimento para el abrillantador justo al lado de donde se pone el detergente. Por lo general, hay un dial que determina la cantidad de abrillantador que se dispensa en cada sesión de lavado de platos.

La configuración a la que llegue dependerá de las condiciones del agua de su área y, por lo general, se logra mediante prueba y error.

Opción 1: Vinagre

En el mundo de las opciones de limpieza natural, nunca estás a más de una o dos frases del vinagre.

Este héroe doméstico es tan conquistador que en mi casa lo llaman El Vengador Acético. Vale, no lo es, pero sólo porque vinagre ya es un nombre perfecto para ello. Y si le pido a alguien que me pase The Acetic Avenger, me miran raro.

En cualquier caso, sólo tendrás que verter vinagre en el compartimento del abrillantador y listo. El vinagre blanco funciona mejor. Y debes mantener un nivel de ácido acético inferior al 5% o puede corroer los accesorios de goma del lavavajillas.

Otra pequeña advertencia con el vinagre. Hace que sus vasos brillen, probablemente de manera más efectiva que el abrillantador comercial.

Sin embargo, no ayuda al proceso de secado como lo hace el abrillantador comercial. Pero siempre puedes deshacerte de ello, como tan fervientemente insta Taylor Swift.

Opción 2: Jugo de Limón

El humilde limón es otro aliado fabulosamente útil en la guerra contra la suciedad doméstica, y uno que no mucha gente conoce, es más, lo conciso.

He tratado de rendirle el respeto que se merece haciendo que todos usen el nombre The Pipped Protector, pero deberías ver las caras que saludan a este. No sé por qué me molesto.

Esta vez, es el ácido cítrico el que hace el truco del abrillantador, permitiendo que el agua se escurra clara y rápidamente de los platos sucios.

Puedes introducirlo en el lavavajillas poniendo zumo de limón en el compartimento del abrillantador o, si velocidad es tu segundo nombre y no tienes tiempo para hacer travesuras, puedes poner medio limón entre la vajilla. Sin embargo, compruebe si hay pulpa después.

Opción 3: ácido cítrico

Puede ir al grano simplemente usando ácido cítrico en polvo y disolviéndolo en agua tibia y luego vertiéndolo en el dispensador de abrillantador. Asegúrese de preparar una tanda nueva cada vez, ya que si se deja en agua durante un período prolongado, el ácido cítrico puede perder su potencia.

También puedes añadir unas gotas de aceite esencial, si quieres que tus platos huelan como si se hubieran esforzado en la cena. Sin embargo, asegúrese de mantenerlo al mínimo, ya que los aceites esenciales pueden acumularse y crear residuos en su máquina.

Opción 4: peróxido de hidrógeno

Sí, lo sé, esto suena como una sustancia química muy potente, que es lo que estamos tratando de evitar, ¿verdad?

Bueno, la buena noticia es que el peróxido de hidrógeno es un agente de limpieza mucho menos dañino que la mayoría, ya que no contiene cloro y obtiene su poder de limpieza del oxígeno. Pon una cucharadita en el dispensador de abrillantador y obtendrás excelentes resultados.

Sin embargo, tenga cuidado de no colocar ningún paño junto con él, ya que tendrá una acción blanqueadora sobre los textiles en la máquina.

Sin embargo, este puede ser un efecto secundario bienvenido, como si tuvieras una franela blanca que necesita un toque de animación. En cuyo caso, continúa.

¿Por qué utilizar abrillantador casero?

Hay cinco ventajas principales al utilizar abrillantador casero. Estos son los siguientes:

  1. Más seguro para el medio ambiente – El Cuantos menos químicos dañinos pongamos en la biosfera, mejor. Esto es un poco dado, pero vale la pena repetirlo.
  2. Más seguro para ti – En realidad, no fuimos diseñados para lidiar de manera segura con la carga química que nos rodea, por lo que cualquier cosa que podamos hacer para reducirla tiene que ser una buena idea. También es mucho menos probable que sea alérgico al vinagre que a algunos de los colorantes y fragancias artificiales que se utilizan en los abrillantadores comerciales.
  3. Más económico – El vinagre y los limones no destruyen el presupuesto.
  4. Fácilmente disponible – La mayoría de las personas pueden conseguir cosas como el vinagre la mayor parte del tiempo.
  5. Eficaz – Estas alternativas caseras pueden ser tan poderosas como las que se compran en las tiendas.

¿Cuáles son los abrillantadores comerciales más seguros?

Si está decidido a comprarse un abrillantador comercial, hay uno o dos que contienen la menor cantidad de productos químicos nocivos.

Estos incluyen productos biodegradables y de origen vegetal, como los elaborados por Ecover y Bio-D. Estos suelen compartir ventajas con los abrillantadores caseros, como la ausencia de fragancias artificiales, etc.

¿Cuáles son las alternativas al uso de abrillantador?

Si prefiere prescindir por completo del abrillantador, en algunas zonas puede hacerlo hasta cierto punto. Mucho depende de la suavidad del agua en su región.

El consejo más importante a tener en cuenta es este: no sobrecargue su lavavajillas. Y a la hora de cargarlo hazlo con cuidado.

Sí, sé que el tema de la carga del lavavajillas puede ser complicado en algunos hogares, ya que plantea desacuerdos sobre la técnica que de alguna manera son una abreviatura de incompatibilidades en la cosmovisión.

Pero esto merece cierta atención. Asegúrese de que los platos y tazones tengan espacios entre ellos y que las tazas y vasos estén bien colocados boca abajo.

Luego, al descargar, haga primero el estante inferior. Si aplica la capa superior primero, es posible que un poco de agua residual salpique la capa inferior. Gran cosa, puedes pensar. Una actitud tan arrogante puede ayudar a reducir la presión arterial. Pero puedes terminar con marcas de escamas en tus hueveras. Tu elección.

Elegir alternativas de abrillantador natural

Siempre es una gran victoria poder asestar un golpe contra la marea química que amenaza con inundarnos.

Este es especialmente el caso cuando puedes ahorrar dinero al mismo tiempo, sin experimentar ninguna caída en la calidad. Eso es beneficioso para todos. Simplemente no se puede discutir con eso.

Entonces, vamos lavavajillas, vamos a llenarte de cosas buenas.

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded





Preguntas Frecuentes sobre Cómo hacer abrillantador casero para lavavajillas

Preguntas Frecuentes sobre Cómo hacer abrillantador casero para lavavajillas

1. ¿Qué es un abrillantador casero para lavavajillas?

Un abrillantador casero para lavavajillas es una mezcla natural y económica que se utiliza para mejorar el rendimiento del lavavajillas y obtener una vajilla y cristalería más brillante. A diferencia de los productos comerciales, estos abrillantadores caseros se pueden hacer con ingredientes comunes que solemos tener en casa.

2. ¿Cuáles son los ingredientes más comunes para hacer un abrillantador casero?

Los ingredientes más comunes para hacer un abrillantador casero para lavavajillas son:

  1. Vinagre blanco: el vinagre blanco es un ácido suave que ayuda a eliminar las manchas y las marcas de agua.
  2. Ácido cítrico: el ácido cítrico se encuentra en frutas cítricas y ayuda a eliminar la acumulación de minerales en los platos y vasos.
  3. Agua destilada: el agua destilada se utiliza para diluir los otros ingredientes y garantizar que no queden residuos en el lavavajillas.

3. ¿Cómo se hace un abrillantador casero para lavavajillas?

Para hacer un abrillantador casero para lavavajillas, puedes seguir estos pasos sencillos:

  1. Mide 1 taza de vinagre blanco y colócala en un recipiente.
  2. Agrega 1 cucharada de ácido cítrico al recipiente y mezcla bien.
  3. Añade de 10 a 15 gotas de tu aceite esencial favorito para agregar una fragancia agradable (opcional).
  4. Vierte la mezcla en una botella de vidrio o plástico y guárdala en un lugar fresco y oscuro.
  5. Antes de usar, agita bien la botella y añade 1 cucharada de la mezcla en el compartimento del abrillantador de tu lavavajillas en cada ciclo de lavado.

4. ¿Qué beneficios tiene usar un abrillantador casero?

El uso de un abrillantador casero para lavavajillas tiene varios beneficios:

  • Económico: los ingredientes para hacer abrillantadores caseros son económicos y duran mucho tiempo, lo que ahorra dinero a largo plazo.
  • Ecológico: los abrillantadores caseros no contienen químicos agresivos y reducen el impacto ambiental.
  • Resultado efectivo: estos abrillantadores caseros ofrecen buenos resultados en la vajilla y cristalería, dejándolos brillantes y sin marcas.

5. ¿Existen otros métodos caseros para lograr un buen brillo en el lavavajillas?

Sí, además de los abrillantadores caseros, puedes seguir estos consejos para lograr un buen brillo en el lavavajillas:

  • Limpieza regular: mantener limpia la máquina y eliminar los residuos de alimentos y grasa.
  • Utilizar sal en el lavavajillas: el uso de sal especial para lavavajillas ayuda a mantener el rendimiento del lavavajillas y evita la acumulación de cal y minerales.
  • Separar los cubiertos: distribuir los cubiertos en el lavavajillas en compartimentos separados para evitar que se toquen y se produzcan manchas.

Si deseas más información sobre el lavado de vajilla y trucos caseros, puedes visitar este enlace en Wikipedia.


Deja un comentario